Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Lunes
Martes
Miércoles
Jueves
Viernes
Sábado
Domingo

Pronóstico en video

Humildad en la victoria y grandeza en la derrota

DESDE LA GRADA

Nunca en la vida los aficionados regiomontanos que gustan del futbol han tenido una oportunidad como la que tienen el día de hoy y el fin de semana, de demostrar algo que va más allá de presumir el buen futbol de sus equipos, la riqueza de recursos que tienen para armar planteles, estoy hablando de la oportunidad que tienen de demostrar hoy a México y al mundo la civilización que tienen ante el deporte llamado futbol, el ser una afición ejemplar en todos los aspectos, en comportarse a la altura y sin violencia.

Porque eso sí, la afición regia tanto de rayados como de tigres nos han demostrado con el tiempo que son fieles y que llenan estadios, sin embargo también han demostrado a veces malos comportamientos, como destruir bancas en Puebla por parte de los rayados o una bronca campal en Veracruz por parte de los hinchas felinos.

Ahora en esta final regia tienen esa gran oportunidad de demostrar lo que es realmente una afición en el futbol nacional e internacional, que apoya incondicionalmente a su equipo, que llena estadios, que invade otros, pero por favor, lo suplico, yo sé que pueden, ojalá que demuestren ser la mejor afición siendo conscientes de que el futbol es un acto lúdico, de entretenimiento, no para provocar violencia.

Se vale pronosticar antes de que se juegue el partido de ida e incluso antes del partido de vuelta, se vale defender a su equipo, se vale hacer mercadotecnia, se vale ponerle sabor al caldo a una final, se vale tener rivalidades DEPORTIVAS, pero no se vale atacar a los aficionados contrarios.

Por eso desde este humilde escrito, quisiera llegar de perdido a un regiomontano, ya sea tigre o rayado y pedirle humildad en la victoria y grandeza en la derrota.

Hay que saber ganar, como lo saben hacer los equipos grandes, se vale disfrutar la victoria, gozarla, hacerla propia, pero también se tiene que saber perder, como lo hacen los equipos grandes.

Señores de Monterrey yo sé que lo que pido es complicado por la calentura del juego, de la rivalidad en sí, pero en verdad les digo, que si se saben comportar a la altura y no hay tragedia ni hecho que lamentar alguno, México a nivel nacional les va a dar el reconocimiento más grande que pueden imaginar y les vamos a aceptar que son de las mejores aficiones, y el clásico regio lo veremos como un clásico de verdad, donde la rivalidad queda en la cancha y el respeto en las tribunas.

En hora buena Monterrey, qué magno evento les espera, por fin llegó el momento, pero con él llega esta gran oportunidad, demuéstrenlo, vivan la final con pasión, con entrega, con alegría, con tristeza, con gozo, con triunfo, con derrota, pero sin violencia.