Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Detienen a un padre por retener 9 años a sus hijos en el sótano

Autoridades investigan si hay relación con la secta Moon, creyente en el fin del mundo.

Holanda.- La policía holandesa anunció ayer la detención de Gerrit-Jan Van Dorsten, el padre que mantuvo durante nueve años recluida a su familia en una granja aislada junto a otro hombre, en un caso que podría estar relacionado con una secta religiosa.

El hecho fue revelado el martes, cuando la policía entró en la casa de campo, cerca del pueblo de Ruinerwold (norte), y descubrió encerrada en una pequeña habitación a la familia, compuesta del padre de 67 años (que está parcialmente discapacitado tras un infarto cerebral hace tres años) y de cinco hijos de entre 18 y 25 años.

La Fiscalía del Norte de Holanda confirmó ayer, además, la orden del juez para mantener “incomunicado” y en prisión preventiva otros 14 días al otro sujeto detenido, el austriaco Josef B. de 58 años e inquilino de la finca donde se encontraba la familia.

Las autoridades ya investigan la presunta relación del caso con creencias religiosas pues se tiene certeza, gracias a Willem Koetsier, portavoz de la Iglesia de la Unificación en Ámsterdam, que los presuntos responsables formaban parte de este culto, conocido también como secta Moon, y fundada en los cincuenta por el surcoreano Sun Myung Moon.

Según las pesquisas, el padre y Josef B. se conocieron antes de 2010, cuando vivían en la provincia de Hasselt, donde ambos frecuentaban el lugar de culto de la secta, conocida por su obsesión con el círculo familiar.

“Enfrentamos una situación excepcional, estuvieron juntos en la casa desde 2010, aislados de la sociedad”, declaró la policía local.

El caso salió a la luz cuando el sexto hijo, de 25 años, entró en un bar local y pidió ayuda y denunciar a la policía la situación de cautiverio.